domingo, 15 de junio de 2014

TARTA DE HOJALDRE CON CREMA PASTELERA Y FRESAS.



Hace mucho que no publico nada, así que se me han ido acumulando las cositas que quiero enseñaros.
Hoy os traigo una tarta de hojaldre que hice para el cumpleaños de mi padre. Como no tenía mucho tiempo para hacer otra más elaborada, preparé esta que es muy fácil y rápida de hacer. Básicamente tiene tres cosas, una lámina de hojaldre que vienen preparadas, crema pastelera y fresas.

Ingredientes:
1 lamina de hojaldre.
1 kg. De fresas
1 cda. De azúcar.
El zumo de una naranja.
Una lámina de gelatina.
Para la crema pastelera necesitaremos:
500 gr. de leche.
100 gr. de azúcar blanca.
4 yemas de huevo
40 gr. de maicena.
Corteza de limón.

Lo primero es preparar el hojaldre. Lo extendemos con el rodillo, hasta conseguir  una lámina lo más fina posible, porque al subir en el horno no queremos comer mazacote de hojaldre. La colocamos sobre la bandeja del horno con papel de hornear. Es importante que pongamos garbanzos sobre la lámina dejando los bordes sin cubrir, para que a la hora de subir el centro quede abajo y podamos poner la crema pastelera. Lo metemos en el horno precalentado a 180º, hasta que veamos que se han dorado los filos. Mientras se hornea, podemos preparar la maceración de las fresas.  En un bol metemos unas cuantas fresas lavadas, con 2 cucharadas de azúcar blanco, el zumo de la naranja y la gelatina que antes habremos dejado en un bol con agua. Lo tapamos con papel film y lo metemos en la nevera.
Para elaborar la crema pastelera, ponemos en un cuenco el azúcar, la maicena y las 4 yemas de huevo. Removemos con las varillas  y reservas. Ponemos al fuego la leche con la piel del limón, antes
de que empiece a hervir, retiramos del fuego, quitamos la cascara de limón y lo unimos a la mezcla que teníamos reservada. Removemos hasta que se enfríe y lo reservamos.
Con el hojaldre ya frio, (esto es importante, porque si lo hacemos caliente se nos romperá), quitamos los garbanzos y ponemos la crema pastelera, también fría. Las fresas las cortamos por la mitad y las ponemos encima. Para finalizar echamos la maceración de las fresas. Yo la meto en la nevera una vez terminada para que esté fresquita.
Espero que os guste la receta de hoy y os animéis a hacerla.